El internet y la popularidad de las redes sociales han venido a cambiar completamente el marketing.

Los cambios han sido muy marcados y a continuación te presentamos algunas de las diferencias más significativas entre la manera tradicional de hacer marketing y las nuevas prácticas.

{slider Tipo de marketing}

Anteriormente se acostumbraba un modelo de negocios uniforme, estructurada y clara mediante campañas de publicidad y vía telefónica. Actualmente, las formas de realizar marketing son más liquidas, con un mayor alcance sin ser específicas y se realizan mediante actualizaciones de estatus en redes sociales, artículos de blog, publicaciones en comunidades específicas, mensajes de Twitter, entre otros métodos virales que surgen día con día.

{slider Dirección de la comunicación}

Previamente se realizaba una comunicación unidireccional de partes de las empresas, que eran la única parte activa de este proceso, mientras que la audiencia solo se limitaba a escuchar el mensaje de forma pasiva. Ahora esta comunicación sea vuelto multidireccional y tanto las compañías como los consumidores se transmiten información de manera constante.

{slider Programación y planeación}

Las campañas publicitarias siempre han requerido una planeación, en el marketing tradicional esta se realizaba a largo plazo para que durara mucho tiempo en el mercado. Con el surgimiento de las redes sociales, esta planeación se ha vuelto más espontanea para adaptarse y responder a los acontecimientos y movimientos sociales que ocurren diariamente.

{slider Comunicación con el consumidor}

Al momento de dirigirse a las audiencias, las empresas adoptaban una postura considerada y bajo supervisión minuciosa. La comunicación que ocurría entre las dos partes, fuera por email, teléfono o cartas, se discutía al interior de la corporación. En el ámbito digital, las reacciones de las empresas hacia los comentarios son inmediatas y a la vista del público, cualquier persona puede leer estas respuestas y unirse a la discusión.

{slider Disponibilidad}

Tradicionalmente, solo se atendía al público durante las horas de oficina. Las tendencias actuales del marketing digital requieren una disponibilidad permanente, ya que se esperan respuestas a quejas o solicitudes en un periodo máximo de 24 horas.

{slider Alcance}

Para optimizar las campañas, se seleccionaba una audiencia y mercado especifico. Solamente se proyectaba en canales que estas personas frecuentaran. Ahora el alcance es general, disponible para todos en todas partes.

{slider Tipo de experiencias}

Únicamente se apegaban a experiencias análogas y tangibles. Los avances actuales permiten una mayor experimentación en el marketing.

{slider Supervisión}

Las actividades de marketing de la empresa tradicionalmente eran supervisadas por las autoridades de protección al consumidor y los competidores directos. Las redes sociales y el internet aumentan las partes que revisan las operaciones de las empresas, ya que los usuarios  también pueden seguir lo que está haciendo la marca de manera constante.

{slider Lenguaje}

Los usos y costumbres marcaban que el lenguaje de parte de las empresas debía ser formal, lleno de frases de marketing prefabricadas. La dinámica social ha cambiado estas formalidades, llevándolas a un lenguaje directo y genuino, con respuestas cortas pero personales.

{slider Personas involucradas}

Los departamentos del marketing tradicional eran los de relaciones públicos, agencias externas y el departamento de ventas. El marketing digital ha abierto nuevas posiciones como los departamentos de social media e involucra a todo el personal de la empresa, incluyendo a la administración.

{/sliders}